Inicio Mujer Para la Gloria de Dios La vida de Moisés Temor a Dios o al hombre

Temor a Dios o al hombre

144
0
Compartir

¿Realmente somos mujeres con temor a Dios?

“No vale sabiduría, ni entendimiento, ni consejo, frente al SEÑOR.” (Proverbios 21:30)

Aileen: Bienvenidas a su espacio Mujer para la gloria de Dios, transmitido por Radio Eternidad en su dial 990 AM o por las redes en http://radioeternidad.com/. Les saludan quien les habla, Aileen Pagan de Salcedo, Cathy Scheraldi de Núñez y Lily Astudillo de Llambes de la ciudad de México. Mujer para la Gloria de Dios es una producción del Ministerio de mujeres Ezer, de la IBI, bajo la sombrilla del Ministerio de Integridad & Sabiduría. Su sintonía es una bendición y una honra para nosotras, damos gracia a Dios por ustedes.

Hoy comenzamos con una nueva serie donde estudiaremos la vida de Moisés. Hemos titulado este primer programa “Temor a Dios o al hombre”. La pregunta que nos hacemos hoy para mayor reflexión en nuestras vidas a la luz del programa que compartiremos es ¿si realmente somos mujeres con temor de Dios?

Cathy: Y gracias a Dios quien nos permite aun desde nuestros hogares poder continuar compartiendo con todos ustedes, nuestro espacio de MPLGDD! Siempre que sea posible, la grabación del programa radial, será transmitida para que nos acompañen y así puedan conectar nuestra voz con nuestra cara. Como siempre antes de iniciar con nuestro estudio, vamos a presentarnos a nuestro Señor, oremos.

Lily: En el programa anterior terminamos con la serie sobre el libro de Hebreos. Y cada vez que terminamos una serie experimento emociones encontradas, triste y dulce. Triste porque cerramos y dejamos atrás 42 semanas de estudio sobre un libro con el que nos hemos encariñado, pero sin embargo también contenta porque comenzamos con algo nuevo y fresco. ¡Hay tanto más que podemos aprender sobre la Biblia que nos anima ver lo que El Señor nos enseñara con esta nueva serie!

En esta ocasión lo que pretendemos hacer es algo diferente; queremos estudiar a un personaje bíblico, algo que no hemos hecho antes. Hemos hecho programas puntuales sobre diferentes personajes, pero en esta ocasión estudiaremos el personaje de Moisés a profundidad a través de su vida y no solamente los puntos mas sobresalientes como hemos hecho en el pasado. ¡Oren por nosotras porque es algo nuevo y diferente en MPLGDD y necesitamos la sabiduría del Señor para hacerlo bien!

Aileen: Queremos comenzar con un resumen antes de entrar en los detalles. Al estudiar la Biblia siempre es importante entender el contexto histórico y cultural para que entendamos y aprendamos los principios que El Señor esta tratando de enseñarnos. Por ejemplo, Moisés nació en un país extraño como esclavo, y bajo una sentencia de muerte, unas condiciones que dudo que nosotras hayamos experimentado al nacer. Y obviamente si esta es la forma en que comienza la vida de una persona, ¡la perspectiva de cómo será el resto de su vida es de que esta será muy diferente! Alguien que fue acogido en una familia adinerada, en donde, aunque su nacimiento no fue algo esperado sin embargo se sintió amado y valorado, siendo educado según sus costumbres y religión. Es por tanto que la forma de pensar de Moisés tenia que ser diferente a la nuestra, no solamente porque nació en una época diferente a la nuestra, y en una cultura diferente, ¡sino también bajo circunstancias muy diferentes también!

Cathy: Nosotras somos producto de nuestras experiencias de vidas y aunque El Señor nos puede sanar y moldear, tenemos que entender lo que estaba ocurriendo en los tiempos de Moisés para realmente ver no solamente lo que él sentía, sino también ver la grandeza de lo que El Señor hizo a través de su vida.

La pregunta que cada una de nosotras debemos hacernos es si, ¿estaremos a la altura de los desafíos de nuestras vidas, o dejaremos que los mismos nos paralicen? La inseguridad y el miedo son parte del vivir en un mundo caído, no importa en que época vivamos.  La pregunta es ¿qué hacemos con los miedos que experimentamos? Como cristianas, la única respuesta correcta es refugiarnos en el Señor, entregarles nuestros miedos a El, y luego confiar en lo que El nos dice hacer a pesar de las consecuencias. 

Lily: Moisés nació en un tiempo de transición para los judíos. Cuando leemos la Biblia pensamos que Éxodo es otro libro diferente de Génesis, y realmente lo es, pero para los judíos Éxodo era una continuación del libro de Génesis. Dios iba cambiar la historia para completar el plan redentor que Él había escrito desde antes de la fundación del mundo. Cuando el llamado de Dios llegó a Moisés, este se levantó para la ocasión. No estoy diciendo que Moisés no experimentara dudas, miedos, inseguridades y cómo estudiaremos hasta lamentos, por los pecados que había cometido.  Sin embargo, a pesar de todos estos sentimientos, este accedió al llamado de Dios y Dios lo utilizó como un instrumento para salvar a su pueblo.

Al evaluar bien en detalle la historia de la vida de Moisés, podemos ver claramente que las dificultades que este vivió fueron una preparación necesaria para el llamado que Dios le hizo en su vida. ¡Dios utilizó a un pecador, débil y temeroso para cumplir con una obra tan grande que fuera evidente que todo esto fue posible solamente por la intervención de Dios y no hechura del hombre!

Aileen: Moisés fue como una poderosa herramienta, un instrumento especial  en las manos de Dios. Y creo que nosotros hoy día debemos preguntarnos si estamos dispuestos a ser usados por Dios en nuestros tiempos. Yo dudo que hoy día Dios pidiera a alguna de nosotras hacer algo tan trascendental como hizo Moisés, sin embargo, hay cosas que hoy día, Él si nos esta pidiendo a todas nosotras hacer. Sus pensamientos y Sus caminos no son los nuestros (Isaías 55:8-9) y por tanto en todas estas decisiones, sin importar qué tan pequeñas sean, Dios quiere que elijamos seguir Sus mandamientos.  Para hacer esto tenemos que intencionalmente estudiar Su Palabra para que tengamos la mente de Cristo (1 Corintios 2:16) y de nuevo, intencionalmente aplicar Sus principios a nuestras vidas. Los fariseos conocían la Torah (AT de la Biblia) mejor que tu y yo, sin embargo, no lo aplicaron a sus vidas y fueron capaces de llegar a matar al tan esperado Mesías del cual la misma Tora . Y como no hay nada nuevo bajo el sol, nosotras también somos capaces de hacer lo mismo!!

Cathy: El nacimiento de Moisés fue un hecho clave para el futuro del pueblo judío.  ¡Sin embargo estoy segura de que ni su padre ni madre tenían idea de lo que el Señor iba hacer con su hijo Moisés!

Creo que esto es importante que nosotras también lo entendemos. Quizás esto no nos suceda  con uno de nuestros hijos, aunque pudiera ser, sin embargo, si se aplica en otros aspectos de nuestras vidas porque Dios siempre tiene un plan para cada una de nosotros, y lo mas común es que nosotras vivamos como si estuviéramos a control remoto de Dios.

¿Con qué frecuencia le preguntamos a Dios lo que Él quiere al momento de nosotras tomar nuestras decisiones de vida?  Yo se que le solemos consultar cuando no sabemos qué hacer, pero ¿cuándo creemos que sí sabemos lo que queremos? Se que yo suelo caer en esta práctica pecaminosa, ¡de no someter todos mis planes ante Su voluntad! Y la realidad es que siempre debo pausar mas y preguntarme si los deseos de mi corazón son iguales al deseo que Dios tiene.

Mientras mas nos adentremos en el desarrollo de este estudio, mejor apreciaremos el grado de obediencia de Moisés a Dios, mientras que el resto del pueblo no lo hizo!  

Lily: La pregunta obvia es ¿de qué lado queremos caminar, con Moisés o con el pueblo? Cuando estudiamos el libro de Éxodo, vemos que el pueblo judío vivió en Egipto por 400 años. Ellos entraron en Egipto como parte de una familia, la familia de José como leemos en Génesis 37-42. José era el favorito de su padre Jacob y esto produjo celos en los hermanos. Como nunca controlaron estos celos, el resto de los hijos de Jacob motivados por sus celos y envidia hacia José, estos lo vendieron a una caravana que se dirigía hacia Egipto. Todas conocemos la vida de José, quien se convirtió en esclavo de un alto oficial del Faraón, Potifar. Este se da cuenta de que por la buena administración de Jose se esta enriqueciendo y siendo bendecido por Dios, y por tanto lo promueve nombrándolo el mayordomo de toda la casa.

Aileen: Al parecer José era un hombre de hermoso aspecto porque la esposa de Potifar se sintió muy atraída por este y repetidamente lo acosó. José que era un hombre integro siempre se rehusó y sabemos que un día ella lo asió de la ropa y él salió huyendo tan rápidamente que dejo su ropa en las manos de ella.  Esta entonces lo acusó falsamente de acosarla y por esto José fue a la cárcel por 2 años. Para este momento José, un hombre de edad muy joven ha sido maltratado injustamente.  Seguiré dando algunos detalles mas sobre José para que podamos ver la mano del Señor obrando por encima y a través del pecado de los hombres. Aunque Dios no es autor del pecado, aun el pecado que el maligno provoca no puede obstruir los planes del Señor (Isaías 14:27). José tuvo el favor del encargado de la cárcel y le dejó encargado en el manejo de la cárcel. Un tiempo después el jefe de los coperos y el panadero del rey llegaron a la cárcel por ofender el rey. Estos 2 hombres, estando en la cárcel tuvieron sueños y José los interpretó.

Cathy: Y luego de que estos dos salieron de la cárcel se olvidaron de José, hasta que un día el Faraón tuvo un sueño y nadie pudo interpretarlo.  Cuando el jefe de los coperos se recordó de José y entonces se lo mencionó al Faraón.  Entonces trajeron a José a donde el Faraón y entonces José interpretó el sueño.  Al escuchar a José, ¡el Faraón percibió la sabiduría que Dios le había dado a este y por esto le nombra gobernador de Egipto! Después de un tiempo, vino una hambruna muy fuerte al área que dejo a todos los pueblos alrededor de Egipto sin alimentos durante 7 años, solamente  Egipto no fue afectado porque José había guardado suficiente comida para proveer a todo Egipto y hasta venderle a los que lo necesitaran. La familia de José entonces viene a Egipto para comprar alimentos.  Y luego de José identificarse ante su familia el Faraón les invitó a venir y vivir en Egipto, y en gratitud a José por su buen trabajo, les regaló una buena tierra para sostenerse.

Lily: Quiero pausar ahora para ver los pasos de Dios a través de lo que ha ocurrido en la vida de José. Si sus hermanos no lo hubieran vendido a la caravana, José nunca hubiera llegado a Egipto. Si la esposa de Potifar no lo hubiera acusado falsamente, él nunca hubiera conocido al copero y al panadero del rey en la cárcel. Faraón entonces nunca lo hubiera conocido ni le hubiera nombrado gobernador.  José fue el instrumento que Dios uso para que el pueblo judío no muriera por la hambruna.  Aunque fueron tiempos muy difíciles para José, Dios siempre tuvo un plan, a pesar de y a través de todo este pecado.

La familia judía es honrada y respetada por Faraón y a partir de ahí comenzaron a multiplicarse. Llegan a ser muy numerosos y  poderosos en gran manera. Después de la llegada de su familia, José vivió 71 años mas y murió. También el Faraón murió, y pasaron después 10 generaciones de faraones y ya nadie recordaba a José ni cómo este había salvado a la nación. La bienvenida que en un principio les dieron los egipcios a los judíos comenzó a disiparse, hasta llegar al punto en donde las autoridades comenzaron a sentirse sospechosas de los judíos.   Luego esto cambió a miedo lo que les llevó a verlos como a una amenaza, hasta terminar odiándoles y comenzaron a maltratarlos.

Aileen: Para este momento el faraón gobernante mandó entonces a que todas las parteras mataran a todos los bebes judíos varones que nacieran en este tiempo.  Y es justo en medio de este momento cuando nació Moisés.

Los egipcios fueron personas politeístas que no reconocieron el poder, amor y fidelidad del Dios verdadero y leamos en Éxodo 2:24-25, “Oyó Dios su gemido, y se acordó Dios de su pacto con Abraham, Isaac y Jacob. miró Dios a los hijos de Israel, y Dios los tuvo en cuenta.” Esto me trae a la mente a Proverbios 16:9, “La mente del hombre planea su camino, pero el SEÑOR dirige sus pasos.” ¡¡Los egipcios confiaron en su sabiduría y su poder sin saber que nadie puede frustrar los planes del Señor!!

La historia nos dice que los egipcios fueron una cultura muy avanzada de su tiempo. Los arqueólogos han encontrado monumentos, columnas con jeroglíficos, obeliscos etc. y sabemos que ya en el tiempo de Moisés, las famosas pirámides egipcias ya habían sido edificadas. Esta fue una cultura muy avanzada y sofisticada y con esto siempre viene el orgullo. 

Cathy: No hay nada nuevo bajo el sol (Eclesiastés 1:9). Los judíos eran un pueblo de pastores y los egipcios pensaron que los pastores eran inferiores a ellos. Sabemos esto porque cuando la familia de José llegó a Egipto el mismo José les dijo que le dijeran al Faraón cuando le preguntaran sobre su profesión. Lo leamos en Génesis 46:33-34 “Y sucederá que cuando Faraón os llame y os diga: «¿Cuál es vuestra ocupación?», vosotros responderéis: «Tus siervos han sido hombres de ganado desde su juventud hasta ahora, tanto nosotros como nuestros padres», a fin de que habitéis en la tierra de Gosén; porque para los egipcios todo pastor de ovejas es una abominación.”  Es decir que los egipcios le tuvieron desprecio porque eran extranjeros, desprecio porque eran pastores y ya para este momento nadie recordaba la historia de cómo José les salvó de la hambruna.

Lily: Lo que los egipcios no entendían era el hecho de que existiera un solo Dios verdadero, fiel y justo.  Estos eran politeístas y sus dioses eran caprichosos, y como dioses falsos que eran no llenaron nunca sus expectativas; por eso tenían tantos. Sin embargo, Yahweh no era falso y a través de este es que los egipcios iban a aprender cómo era el tener un Dios verdadero. Dios oyó los gemidos de Su pueblo como leímos en Éxodo 2.  Y este clamor no fue una sorpresa para Yahweh porque Él ya había dicho a Abraham en Génesis 15:13-14, “Ten por cierto que tus descendientes serán extranjeros en una tierra que no es suya, donde serán esclavizados y oprimidos cuatrocientos años. Mas yo también juzgaré a la nación a la cual servirán, y después saldrán de allí con grandes riquezas.” ¿Uds. están notando lo que yo veo? Aun siendo ellos esclavos, Dios les prometió que saldrían con grandes riquezas? ¿Qué Dios aparte de Yahweh puede cumplir con esto?

Aileen: Y como vimos Dios en todo momento tenia un plan, y el nacimiento de Moisés era el principio de este plan. Y aunque estudiaremos este plan, antes hablaremos sobre el plan de los egipcios.

Los egipcios por miedo a los judíos que eran para este entonces muchos, los oprimían forzándoles a trabajar duro. Especulo que pensaron que, si los maltrataban, si los oprimían y los sugestionaban podían frenar la taza de natalidad. Sin embargo, observemos lo que Dios hizo: “Pero cuanto más los oprimían, más se multiplicaban y más se extendían, de manera que los egipcios llegaron a temer a los hijos de Israel.” (Éxodo 1:12) Esto me trae a la mente a Proverbios 21:30, “No vale sabiduría, ni entendimiento, ni consejo, frente al SEÑOR.” Estamos viendo de nuevo como Dios puede utilizar el pecado del hombre, así como hizo con José, para llevar a cabo Su plan perfecto. Mientras mas desarrollemos esta historia mas claro nos será esto.

Cathy: Imagino la frustración de los egipcios al no ver frutos luego de desarrollar todas estas estrategias humanas.  Sin saber que su sabiduría humana jamás se pudiera comparar con la sabiduría de Dios. Esto me trae a la mente lo que dice Santiago 3:15, “Esta sabiduría no es la que viene de lo alto, sino que es terrenal, natural, diabólica.” 

Los egipcios al ver que el plan del Faraón no estaba funcionando, en vez de reevaluarse continuaron en la misma dirección aumentando la persecución hacia el pueblo judío. Él faraón no podía evitar los embarazos de las mujeres judías por lo tanto ordenaron que mataran a todos los varones que nacieran. Supongo que para los egipcios las mujeres judías aparentemente no eran una amenaza y quizás hasta pensó que estas pudieran serles de ayuda para los egipcios seguir proliferándose. Aunque esto es especulación, vemos en el capitulo 1:15-16 lo que dijo el faraón a las parteras judías: “Y el rey de Egipto habló a las parteras de las hebreas, una de las cuales se llamaba Sifra, y la otra Puá, y les dijo: Cuando estéis asistiendo a las hebreas a dar a luz, y las veáis sobre el lecho del parto, si es un hijo, le daréis muerte, pero si es una hija, entonces vivirá.”

Lily: Yo me imagino que el Faraón pensó que las parteras que eran judías, tendrían miedo al ser intimadas por él, el rey mas poderoso del país mas grande de aquel tiempo.  Quien dicho sea de paso este era considerado él mismo como uno de los dioses de Egipto.  Sin embargo, el faraón no pudo prevenir que una mujer con temor de Dios no fuera intimidada por él y le desobedeciera!

¿No sé si están captando el significado de este evento? Estamos hablando de un enfrentamiento entre el dios egipcio contra el Dios soberano Yahweh, ¡¡el verdadero Dios!!

Esto correspondía a la misma guerra espiritual entre las fuerzas de luz y las fuerzas de las tinieblas que comenzaron desde el jardín del Edén, y que continúan hasta hoy, ¡¡y que realmente continuaran hasta que Cristo vuelva!!

Hay otro punto que quiero resaltar aquí. ¿Cómo se llamaban las parteras?

Aileen: Sifra, y la otra, Puá.

Lily: Y, ¿cómo se llamaba el Faraón?

Aileen: ¡Su nombre nunca es mencionado! Entiendo que esto es porque lo que el mundo considera como grande y poderoso aquí, no sirven al Dios verdadero y por tanto serán olvidado. Sin embargo, aquellos que viven para Dios y Su causa nos dice Salmo 112:6 que “…para siempre será recordado el justo.”

Como hemos dicho tantas veces nadie puede obstruir los planes del Señor. Escuchemos Proverbios 21:30-31: “No vale sabiduría, ni entendimiento, ni consejo, frente al SEÑOR. Se prepara al caballo para el día de la batalla, pero la victoria es del SEÑOR.” Por el valor que tuvieron estas dos parteras y esclavas judías, el Mesías nació generaciones después.  En términos de rango, no hay comparación entre estas dos mujeres y el rey, sin embargo, “Dios ha escogido lo necio del mundo, para avergonzar a los sabios; y Dios ha escogido lo débil del mundo, para avergonzar a lo que es fuerte; y lo vil y despreciado del mundo ha escogido Dios; lo que no es, para anular lo que es;” (1 Corintios 1:27-28).

Cathy: Aileen y Lily, me toca avisarles que el tiempo nos quedó corto y con esto tenemos que terminar. Para terminar, preguntémonos si, ¿somos mujeres con temor de Dios?

Esperamos que esta semana podamos autoevaluarnos para mejorar nuestro caminar, ¿estamos viviendo con valor porque servimos al Dios verdadero?

La semana que viene continuaremos en el próximo programa sobre la vida de Moisés

Escuchemos Su voz mientras estudiamos Su Palabra esta semana y no dejen de sintonizarnos en nuestro próximo programa.  

Aileen: Si tienen preguntas sobre los temas que estamos tratando, peticiones de oración o una consulta puntual pueden enviarlas a nuestra pagina o escribirnos a [email protected]  

Nuestra motivación y deseo es compartir con otras hermanas en la fe lo que por gracia Dios nos ha ido revelando! Y recuerden siempre que necesitamos de sus oraciones para seguir llevando el mensaje del evangelio para edificación de Su pueblo, no es un dicho sino una necesidad real. Oremos por el programa Mujer Para la Gloria de Dios, y toda la programación de Radio Eternidad. ¡Necesitamos la protección de nuestro Señor!

Lily: Ya saben que pueden seguirnos en Twitter e Instagram escribiendo a @MPLGDD y en Facebook Mujer para la gloria de Dios. Les esperamos en nuestro próximo encuentro, Dios delante, aquí en Radio Eternidad, impactando el presente con un mensaje eterno.