Inicio Mujer Para la Gloria de Dios La vida de Moisés Sin rebeldía y en sumisión

Sin rebeldía y en sumisión

101
0
Compartir

¿Caminamos de la mano con el Señor o nos le adelantamos?

“Andad por el Espíritu, y no cumpliréis el deseo de la carne.” (Gálatas 5:16)

Aileen: Bienvenidas a su espacio Mujer para la gloria de Dios, transmitido por Radio Eternidad en su dial 990 AM o por las redes en http://radioeternidad.com/. Les saludan quien les habla, Aileen Pagan de Salcedo y  Cathy Scheraldi de Núñez. Mujer para la Gloria de Dios es una producción del Ministerio de mujeres Ezer, de la IBI, bajo la sombrilla del Ministerio de Integridad & Sabiduría. Su sintonía es una bendición y una honra para nosotras, damos gracia a Dios por Uds.

Hoy seguimos con la serie donde estamos estudiando la vida de Moisés. El programa es titulado “Sin rebeldía y en sumisión”.  La pregunta que nos hacemos hoy para mayor reflexión en nuestras vidas a la luz del programa que compartiremos es ¿Caminamos de la mano con el Señor o nos le adelantamos?

Cathy: ¡Gracias a Dios quien nos permite aun desde nuestros hogares poder continuar compartiendo con todos ustedes, nuestro espacio de MPLGDD! Siempre que sea posible, la grabación del programa radial será transmitida para que nos acompañen y así puedan conectar nuestra voz con nuestra cara. Como siempre antes de iniciar con nuestro estudio, vamos a presentarnos a nuestro Señor, oremos.

Aileen: En el programa anterior compartimos sobre el nacimiento de Moisés y cómo sus padres le escondieron durante 3 meses, hasta que no pudieron mas y le colocaron en una cesta en el rio Nilo, cerca de donde la hija del Faraón solía frecuentar. La  hermana de Moisés, Miriam quien en aquel momento probablemente contaba con apenas 5 años, le sugirió a la princesa encontrarle una nodriza para criar a Moisés. ¡¡Definitivamente por la orquestación divina la misma Jocabed termino cuidando de su propio hijo mientras recibía hasta una paga por este trabajo!!

Tratamos también acerca de cómo aun cuando Jocabed siempre tuvo una gran fe en Dios, también fue una mujer diligente que hizo un plan para preservar la vida de su hijo. Estoy segura que, como mujer de fe, esta oró mucho y siguió los pasos del Señor, al igual que cómo nosotras también debemos hacer hoy día.

El planificarse y ser diligentes para cumplir nuestros objetivos en la vida no es una señal de falta de fe, sino que es parte de lo que nos toca hacer al caminar y seguir Sus pasos. Como madre, al leer Éxodo 2:9 mi corazón se llena de gozo al ver la fidelidad de Dios, leamos, “Y la hija de Faraón le dijo: Llévate a este niño y críamelo, y yo te daré tu salario. Y la mujer tomó al niño y lo crió.”  Sin embargo, cuando llega a Éxodo 2:10 mi corazón se entristece al constatar el alto precio que tiene que pagar esta madre para preservar la vida de su hijo, leamos: “Cuando el niño creció, ella lo llevó a la hija de Faraón, y vino a ser hijo suyo; y le puso por nombre Moisés, diciendo: Pues lo he sacado de las aguas.” No sabemos cuanto tiempo pasó entre el versículo 9 y el 10, sin embargo, si sabemos que tendrían que ser algunos años.

Cathy: Estoy de acuerdo. No puedo imaginar lo difícil que debe ser el tener que entregar a un hijo amado para ser criado por otra familia, de otra cultura, otra religión idolatra y pagana, con valores tan diferentes, y sobre todo al cual posiblemente nunca veré de nuevo. La Biblia nunca menciona que Moisés volviera a ver a sus padres de nuevo.  Esto posiblemente significa que ellos murieron antes de que Moisés saliera del palacio. Lo que si sabemos es que este se volvió a reunir con sus hermanos. Al momento de separarse de Moisés sus padres solo tenían seguro que este sobreviviría y que nunca pasaría hambre, pero no sabían si le iban a cuidar bien, si le maltratarían como a un esclavo o le darían los privilegios de un egipcio.  Estos tuvieron que confiar y depender totalmente de Dios! Pongámonos ahora en los zapatos de Moisés, pasar de repente de vivir en una modesta y cálida casa de esclavos, siendo amado y cuidado bajo la instrucción de Dios, para luego ser transferido a vivir en un imponente y enorme palacio rodeado de una multitud de extraños. Para un niño esto tuvo que ser una experiencia abrumadora, que de seguro promovió en este gran inseguridad (y hasta cierto punto nadie sabe si esta misma experiencia haya sido el motivo de su torpeza para hablar).

Moisés estaba acostumbrado a vivir en un hogar muy pequeño y sencillo, pero a la vez acogedor y cálido, y entonces es transferido a este lugar tan grande y extraño, y con personas que dicen ser su familia pero que él ni siquiera los conoces.

Aileen: Es difícil determinar todas las emociones que debió experimentar Moisés sin embargo estoy segura de que este debió sentirse intimidado y triste al extrañar a aquellos que hasta ese momento había conocido como su familia. No sabemos cuantas noches lloró hasta quedarse dormido anhelando a su familia. Esta es una experiencia traumática para cualquier niño y de seguro le afectó en su mente todavía inmadura y en general en toda su conducta, al pasar por una perdida tan fuerte a una edad tan joven. La historia misma nos confirma que con el tiempo, Moisés pudo adaptarse y desarrollarse en su nuevo ambiente.

Como judíos que eran, en su hogar natal Moisés seguramente vio a sus padres y hermanos mayores orar y reverenciar a Yahweh como único Dios, marcando esto a Moisés para el resto de su vida. Y en sus tiempos de soledad en el palacio, Moisés de seguro aprendió a orar por si solo y a tener una relación con su Dios. Sabemos que Moisés fue introducido a la educación egipcia desde el primer día que llego a Palacio, y fue educado por el mejor instructor egipcio de aquel tiempo. Nieto del rey del imperio mas poderoso y avanzada de su época, estoy segura de que este recibió la mejor educación, del mejor de los mejores profesores. De hecho, el historiador judío Josefo escribió que el Faraón de aquel momento no había tenido hijos varones, y que Moisés estaba siendo entrenado para ser el próximo rey.   

Cathy: Es interesante que la Biblia nunca menciona el 1er nombre hebreo que recibiera Moisés, sino que siempre se hace referencia de este a partir del nombre que la hija de Faraón le dio en el versículo 10, Moisés, porque fue sacado de las aguas.

El nombre Moisés resulta de una combinación de la palabra egipcio “hijo” con la palabra hebrea “para sacar”, esto implicó un cambio total en la  identidad de Moisés. Sin embargo, me llama la atención que este nombre fuera una combinación entre el hebreo y el egipcio, ¡y entiendo que este detalle nos confirma que Dios tenia planes muy claros desde el principio con los dos pueblos y a través del personaje de Moisés!

Moisés, un simple hebreo con una sentencia de muerte desde antes de nacer, terminaría siendo formado en el seno de la familia egipcia mas poderosa para ser instruido y conocer bien toda la cultura egipcia, y ser entonces capaz de cumplir con la obra de Dios a favor de su pueblo judío. Y realmente fue una ironía que después de toda la educación y crianza que recibió de parte de la princesa egipcia, fuera el mismo hijo adoptado Moisés, quien serviría como instrumento de juicio en las manos de Dios sobre los egipcios. ¡¡El juicio de Dios es tan justo y acertado que es como el anillo que le encaja perfecto a un dedo!!

Aileen: Evaluando el nacimiento de Moisés en medio de una familia de esclavos, con una sentencia de muerte sobre su cabeza aun desde antes de nacer, puede llevar a muchos a pensar que el nacimiento de Moisés realmente fue un accidente y que hubiera sido mejor que nunca hubiera sucedido, sin embargo, en la mente de Dios no hay accidentes. Puede ser que alguna de la que estén escuchando este programa estén embarazada y en medio de condiciones adversas y opuestas a tu embarazo, sin embargo es difícil creer que estas sean peores de las que le sucedieron a Moisés. Dios siempre tiene un plan, aunque humanamente los hechos no nos hagan mucho sentido. Quiero leer Salmo 139:13-16, “Porque tú formaste mis entrañas; me hiciste en el seno de mi madre. Te alabaré, porque asombrosa y maravillosamente he sido hecho; maravillosas son tus obras, y mi alma lo sabe muy bien. No estaba oculto de ti mi cuerpo, cuando en secreto fui formado, y entretejido en las profundidades de la tierra. Tus ojos vieron mi embrión, y en tu libro se escribieron todos los días que me fueron dados, cuando no existía ni uno solo de ellos.” Dios siempre sabe lo que esta haciendo aun cuando nosotras no conozcámosnos el futuro. Escuchemos lo que David escribe en el siguiente versículo 17, “¡Cuán preciosos también son para mí, oh Dios, tus pensamientos! ¡Cuán inmensa es la suma de ellos!” 

Cathy: Dios es omnisciente y siempre esta orquestando nuestras vidas. Y como criaturas finitas que somos nosotras no entendemos todos sus planes y aunque Él sabe que no lo sabemos, Dios si espera que le confiemos. Dios es bueno, y aunque no necesariamente nos promete que todo será fácil si les promete a Sus hijos que nunca nos dará una prueba mayor que la podamos sobrellevar (1 Corintios 10:13).

Sabemos que esta prueba no fue fácil para esta familia, sobre todo para Jocabed ni para Moisés sin embargo fue buena. Por eso Romanos 8:28 nos dice, “para los que aman a Dios, todas las cosas cooperan para bien, esto es, para los que son llamados conforme a su propósito.” Según Salmo 139, Él tiene un plan para cada una de nosotras y si confiamos, veremos Su propósito y plan realizado en nuestras vidas.

Dios no nos esta llamando a cada una de nosotras a ser como Moisés, pero quizás si a ser como una Jocabed. Una mujer que murió a sus propios deseos, renunció a su derecho de criar a su adorado hijo y sobre todo que no permitió que el miedo y las circunstancias adversas la paralizaran, sino que en todo tiempo confió en Su Dios quien aun después de su muerte, ¡continuaría utilizándole grandemente para compartir el evangelio!

Solamente Dios conoce el futuro y lo que Él puede hacer con alguien dispuesto a obedecerle.

Al estudiar esta historia puede que el corazón de madres de muchas se entristezca pensando en lo que estos tuvieron que sufrir, sin embargo, tenemos nuestra confianza depositada en un Dios siempre fiel que redime aun nuestras circunstancias mas difíciles, si le honramos y se lo permitimos.

Aileen: Muchas personas al vivir circunstancias difíciles responden con rebeldía a Dios, sin embargo esta no fue la reacción de Moisés.  Muy al contrario este aprovechó todo lo que le ofrecieron sin nunca olvidarse de sus raíces y de su Dios soberano. El Salmo que viene a mi mente pensando en esto es 30:5, “el llanto puede durar toda la noche, pero a la mañana vendrá el grito de alegría.” Moisés y su familia pasaron una noche de llanto, pero Dios en su misericordia usó este llanto para salvar a Su pueblo. Como el Pastor Miguel siempre dice debemos evaluar nuestros acontecimientos por encima del sol. Las cosas lucen diferente cuando evaluamos lo que esta ocurriendo en una forma horizontal y no vertical tomando en cuenta el consejo de Dios.

Es así justamente como vimos cuando estudiamos la vida de Josué y todas las injusticias que a este le sucedieron , al evaluarlo por encima del sol vimos que todo fue en preparación para que se cumpliera el propósito que Dios tenia para con la vida de Josué.  Ahora vemos lo mismo con la vida de Moisés.

Esto nos debe de llevar a reflexionar que necesitamos evaluar en detalle las circunstancias difíciles que nos han sucedido en nuestras propias vidas a través de los lentes de Cristo. Mirar para atrás para tratar de entender lo que Dios ha hecho hasta el presente, y lo que hará en el futuro.  Estoy segura de que podemos ver Su mano mientras estemos caminando en obediencia en medio de estos eventos.

Cathy: Una cosa que me llama la atención de esta historia es que tanto Jocabed como Moisés no solamente completaron la voluntad de Dios, sino que también lo hicieron en la forma en que Dios quería! Esta es una lección que Moisés tuvo que aprender.  Leamos Éxodo 2:11-14, “Y aconteció que, en aquellos días, crecido ya Moisés, salió a donde sus hermanos y vio sus duros trabajos; y vio a un egipcio golpeando a un hebreo, a uno de sus hermanos. Entonces miró alrededor y cuando vio que no había nadie, mató al egipcio y lo escondió en la arena. Y al día siguiente salió y vio a dos hebreos que reñían, y dijo al culpable: ¿Por qué golpeas a tu compañero? Y él respondió: ¿Quién te ha puesto de príncipe o de juez sobre nosotros? ¿Estás pensando matarme como mataste al egipcio? Entonces Moisés tuvo miedo, y dijo: Ciertamente se ha divulgado el asunto.” Y en este texto me llama la atención que dice que Moisés fue donde… sus hermanos, y vio a un egipcio golpeando a… uno de sus hermanos. Es decir que al parecer aunque Moisés había sido criado como egipcio en la cultura egipcia, este se identifica como judío y es por tanto que reacciona de tal manera ante el mal trato de hacia uno de los judíos.

Aileen: Cathy y quiero leer sobre este mismo acontecimiento a través de la perspectiva que le diera Esteban en Hechos 7:20-29, “Fue por ese tiempo que Moisés nació. Era hermoso a la vista de Dios, y fue criado por tres meses en la casa de su padre. Después de ser abandonado para morir, la hija de Faraón se lo llevó y lo crio como su propio hijo. Y Moisés fue instruido en toda la sabiduría de los egipcios, y era un hombre poderoso en palabras y en hechos. Pero cuando iba a cumplir la edad de cuarenta años, sintió en su corazón el deseo de visitar a sus hermanos, los hijos de Israel. Y al ver que uno de ellos era tratado injustamente, lo defendió y vengó al oprimido matando al egipcio. Pensaba que sus hermanos entendían que Dios les estaba dando libertad por medio de él, pero ellos no entendieron. Al día siguiente se les presentó, cuando dos de ellos reñían, y trató de poner paz entre ellos, diciendo: «Varones, vosotros sois hermanos, ¿por qué os herís el uno al otro?» Pero el que estaba hiriendo a su prójimo lo empujó, diciendo: «¿QUIEN TE HA PUESTO POR GOBERNANTE Y JUEZ SOBRE NOSOTROS? «¿ACASO QUIERES MATARME COMO MATASTE AYER AL EGIPCIO?» Al oír estas palabras, MOISES HUYO Y SE CONVIRTIO EN EXTRANJERO EN LA TIERRA DE MADIAN, donde fue padre de dos hijos.” Me llama la atención que, según este planteamiento de Esteban, Moisés entendía que Dios les estaba dando libertad por medio de él, cuando este hecho sucedió antes de que Dios se le presentara por medio de la zarza ardiendo. Obviamente Dios se estaba comunicando con Moisés, sin embargo, este tenia que aprender a oír la voz de Dios para hacer las cosas en la forma y en el tiempo en que Dios quiere.

Cathy: Regresando a Éxodo 2:14 vemos que Moisés se dio cuenta de que el asesinato del egipcio fue divulgado, se asustó y leamos en el versículo 2:15 “Cuando Faraón se enteró del asunto, trató de matar a Moisés; pero Moisés huyó de la presencia de Faraón y se fue a vivir a la tierra de Madián, y allí se sentó junto a un pozo.”  Otro cambio radical en la vida de Moisés. De repente este paso de ser el hijo de una esclava a vivir en el palacio como hijo de una princesa entrenando para ser el próximo rey, y ahora tuvo que huir de Egipto como un prófugo y esconderse en el mismo desierto en donde pasaría 40 años con su pueblo, para llegar a Madian. 

No se si saben, Moisés fue educado en el templo del sol, lo que algunos lo consideran como la universidad de Oxford o de Harvard del mundo antiguo. Él tuvo que aprender a escribir y a leer jeroglíficos, astronomía, química, ciencias, filosofía, derecho, la teología de los dioses paganos, música, arte, y seguro la historia egipcia.  Y al parecer este aprendió bien porque como leímos Esteban dijo que él fue instruido en toda la sabiduría de los egipcios, y fue un hombre poderoso en palabras y en hechos.

Aileen: Aunque la Biblia no lo menciona, los libros de historia que relatan los hechos de los tiempos de Moisés, se sostienen que Moisés, aun antes de cumplir los 30 años había sido capitán de la fuerza armada egipcia alcanzando a llevar a sus tropas a obtener una gran victoria sobre Etiopia. Es decir que la instrucción de Moisés también incluía tácticas militares. Obviamente él tuvo poder e influencia en su país porque fue un líder altamente calificado que inspiró a aquellos a su alrededor. Esteban lo llamó poderoso en palabras y no solamente en hechos. Él era un hombre capacitado y perfecto ante los ojos de los egipcios, un candidato idóneo para llegar a ocupar el trono. Este de seguro fue el orgullo de su país, ¡un hombre que tenia todas las condiciones para ser el próximo faraón!

Al reflexionar sobre todo esto es que mas me impresiono al evaluar todo lo que este dejo atrás para seguir al Señor. Él tenia un brillante futuro asegurado esperándole, y sin embargo prefirió seguir el camino de lo desconocido y  sufrir con sus hermanos judíos, antes que ser el rey del país mas reconocido y poderoso de aquel tiempo.  ¡Esto nos habla de un hombre que tuvo un gran carácter y quien por sobre todo fue fiel e integro para con su Dios!     

Cathy: Me llama mucho la atención de la gran altura de la que cayó este hombre, de ser el orgullo del país y el próximo rey, a convertirse en un prófugo porque el mismo Faraón ahora quería matarle. ¡¡Que volátil e inciertos son los caminos del hombre!!

¡Esto nos demuestra una vez mas que no podemos confiar en este mundo; la única certeza que tenemos esta dada en nuestro Dios!

Estoy segura de que todas hemos experimentado tal vulnerabilidad y decepciones, quizás no al grado de lo que experimentaron los judíos en Egipto. Quizás si hayamos recibido elogios por un buen trabajo realizado, pero poco a poco fruto de envidias o celos, el ambiente se vuelva menos agradable, competitivo y hasta peligroso.  O tal vez una amiga que era como una hermana de repente se expresa hostilmente de tu persona y las personas entonces comiencen a dudar de tu sinceridad. Hay muchas formas diferentes en que estas situaciones desagradables pueden ocurrir.  Sin embargo, como cristianos nuestra reacción no debe ser de represalias, ni de venganza sino pacificadora porque confía en que Dios tiene un plan, Él me esta enseñando algo y tiene un propósito en todo, incluyendo estas injusticias. Como por ejemplo, cómo aprender a amar a nuestros enemigos

Aileen: Incluso Dios puede hasta enseñar algo también a las personas que nos están lastimando. Dios es tan perfecto que Él siempre esta obrando en todos al mismo tiempo y en mas formas de las que podemos imaginar!  Obviamente Moisés tuvo que aprender varias cosas, primero a controlar su ira. Entiendo que el molestarse al ver una injusticia no necesariamente esta mal. Como creyentes debemos molestarnos cuando vemos que los mandamientos de Dios son violados, y debemos luchar para reivindicar Sus mandamientos.  Sin embargo, el matar a la persona que violente contra Dios va mas allá de lo que Él Señor quiere que hagamos. Lo segundo que Moisés tenia que aprender era escuchar la voz del Señor. La había oído parcialmente porque él sabia que El Señor era quien le estaba llamando pero tenia que esperar la confirmación antes de marchar. Lo tercero que necesitaba aprender Moisés es justamente a  esperar en el Señor. Dios no solamente quiere nuestra obediencia, Él quiere que caminemos en la forma y en el tiempo que Él ha establecido.  Esto me trae al cuarto principio que Moisés tenia que aprender y es el caminar en el Espíritu.

Cathy: Como nosotras ya conocemos el resultado final de esta historia sabemos que era Dios quien le estaba llamando. Aunque la Biblia realmente no nos dice por cuanto tiempo Moisés escuchó el llamado del Señor,  tampoco sabemos si esta fue la primera vez que este había pensado visitar a sus hermanos, ni por cuanto tiempo había tenido esta intención. Leamos en Hechos 7:23, “Pero cuando iba a cumplir la edad de cuarenta años, sintió en su corazón el deseo de visitar a sus hermanos, los hijos de Israel.”  Yo especulo que esta no fue la primera vez que lo pensó, pero al parecer si que fue la primera vez que lo hiciera. El versículo 25 de este mismo capitulo demuestra que antes de matar al egipcio, Moisés reconocía su llamado. Leamos: “Pensaba que sus hermanos entendían que Dios les estaba dando libertad por medio de él, pero ellos no entendieron.”  Pero como no esperó al Señor, el resultado fue desastroso. Es importante entender que esta no fue una reacción impulsiva en un momento de ira, sino que hubo cierta premeditación de parte de Moisés porque el versículo 12 de Éxodo 2 nos dice, “Entonces miró alrededor y cuando vio que no había nadie, mató al egipcio y lo escondió en la arena.” Si esto hubiera sido orquestado por Dios no había razón de esconderlo, pero como fue indebido, él necesitaba esconder la verdad.

Que esto nos sirva en si mismo de indicador en nuestras vidas, que cada vez que emprendamos una acción y veamos que no podemos caminar abiertamente en la verdad, ¡entonces veamos esto como señal de que la acción no viene de Dios!

Aileen: Cathy, y a pesar de lo bueno que se ha tornado nuestro compartir hasta aquí podemos llegar hoy porque el tiempo el programa ya se nos agotó! Y voy a cerrar repitiendo lo que acabas de decir, que me encantó: “cuando no podemos caminar abiertamente en la verdad esta es una señal de que la acción no viene de Dios” Es una forma de ayudarnos a asegurar que no estamos siendo engañados por nuestro corazón.

Esperamos que esta semana podamos autoevaluarnos para seguir mejorando nuestro caminar con El Señor. Dios esta llamándonos a caminar mano a mano con Él y queremos aprender de Moisés en todos los aspectos de su vida.

La semana que viene continuaremos en el próximo programa sobre la vida de Moisés, y ya a este punto comenzando en los segundo 40 años de su vida.

Escuchemos Su voz mientras estudiamos Su Palabra esta semana y no dejen de sintonizarnos en nuestro próximo programa.  

Cathy: Y si tienen preguntas sobre los temas que estamos tratando, peticiones de oración o una consulta puntual pueden enviarlas a nuestra página o escribirnos a [email protected].  

¡Nuestra motivación y deseo es compartir con otras hermanas en la fe lo que por gracia Dios nos ha ido revelando! Y recuerden siempre que necesitamos de sus oraciones para seguir llevando el mensaje del evangelio para edificación de Su pueblo, no es un dicho sino una necesidad real. Oremos por el programa Mujer Para la Gloria de Dios, y toda la programación de Radio Eternidad. ¡Necesitamos la protección de nuestro Señor!

Aileen: Ya saben que pueden seguirnos en Twitter e Instagram escribiendo a @MPLGDD y en Facebook Mujer para la gloria de Dios. Les esperamos en nuestro próximo encuentro, Dios delante, aquí en Radio Eternidad, impactando el presente con un mensaje eterno.